Con poca esperanza plan nacional ‘anticrisis’ – Circulo Digital

close
CDMX

Con poca esperanza plan nacional ‘anticrisis’

nota

Ciudad de México, 06 Abril  (MENSAJE POLÍTICO /CÍRCULO DIGITAL).-Decepcionante el Programa Emergente Para el Bienestar y el Empleo que anunció el Jefe de la Nación, pues con esas acciones golpea nuevamente a la clase media y deja en el desamparo a las micro, pequeñas y medianas empresas que representan el 60% del empleo en el país.

Algunas voces consultadas en el Congreso local, señalaron que la esperanza de ayuda de miles de trabajadores de las pequeñas y medianas empresas familiares, se tradujo en dolor y decepción al saber que su futuro será el desempleo y la carencia de recursos para llevar alimentos a los suyos, lo cual puede traducirse en el surgimiento de un singular fenómenos de “violencia por hambre”.

El coordinador del PRD en el Congreso de la capital, Víctor Hugo Lobo Román dijo que para sortear la severa crisis económica que se avecina, es necesario, entre otras acciones, que el gobierno federal aplace la construcción de los grandes proyectos como el tren maya en el sureste del país, las refinerías en Tabasco y el Aeropuerto en Santa Lucia, toda vez que absorberán cuantiosos recursos económicos y los empleos que eventualmente generen serán en el largo plazo y sólo para una región.

“Apostarle a la construcción de las tres mega obras y a reforzar los subsidios sociales, sin atender a la pequeña y mediana industria, es un despropósito económico que se traducirá en la generación de pobres a quienes sólo se les ofrecerá una pequeña dádiva para que subsistan”, remarcó.

Asimismo indicó que los mexicanos esperamos con mucha expectativa un programa de recuperación económica inteligente, robusto y con un monto significativo para el fortalecimiento de la economía familiar y de las micro y pequeñas empresas, pero hubo una decepción nacional al escuchar las mismas frases de siempre, con un inoportuno mensaje político que aprovechó la emergencia para regodearse del desastre nacional y de las afectaciones empresariales.

“El mensaje presidencial causó una gran desilusión para quienes esperaban que a partir de hoy recibirían un impulso concreto para su pequeño negocio y poder apoyar a sus trabajadores en los siguientes meses, pero por el contrario recibieron una tajante negativa a su petición de auxilio”, concluyó.