Arturo Zaldívar y la hermandad – Circulo Digital

close
Arturo-Zaldívar

OPINIÓN

«Nos rehusamos a aceptar, que el banco de la justicia está en bancarrota.»

Martín Luther King.

 

Mina Moreno

Cómo toda cofradía secreta, el viernes 21 de junio de 2019, exactamente después de las doce del día, el Ministro Presidente Arturo Zaldívar se reunió en el auditorio del Consejo de la Judicatura Federal ubicado en Insurgentes Sur, con los coordinadores de jueces y magistrados federales de todo el país, para realizar una serie de encomiendas.

Sin embargo, antes, durante y después del evento sucedieron hechos dignos del anecdotario.

A las órdenes de su Majestad.

Antes de poder ingresar al auditorio por órdenes expresas de Zaldívar, jueces y magistrados federales fueron obligados a entregar cada uno de ellos su celular al personal de seguridad.

¿Qué pasó Don Arturo a poco era reunión de seguridad de estado?

Ya ni el Presidente de la República hace eso.

O a lo mejor usted es cinéfilo de corazón.

¿Es usted fan a las películas del James Bond?

La marca del Rey.

Lo cierto, es que desde que Arturo Zaldívar asumió la Presidencia del PJF se han dado actos difíciles de creer, como por ejemplo notificar a jueces y magistrados federales a través de WhatsApp la decisión de suspender las autorizaciones para cubrir las incapacidades médicas de los trabajadores.

Notificación que no sólo fue ilegal, sino violatoria del derecho humano de seguridad jurídica, pues a los juzgadores federales de todo el país, les fue leído el mensaje de WhatsApp por el administrador de cada edificio.

En la Defensoría Pública, a Don Arturo y a Netzai Sandoval, titular del Instituto Federal de la Defensoría Pública, mejor conocido por sus siglas IFDP, quien por cierto, es hermano de Eréndira Sandoval Secretaria de la Función Pública, les dió por notificar por correo electrónico a los trabajadores que les ordenaban su traslado al día siguiente de la Ciudad de México y del Estado de México, a lugares tan lejanos como Tamaulipas y Chihuahua, obligándolos abandonar su casa, su familia y su centro de trabajo.

El Rey Arturo olvidó una de las máximas de derecho, que toda notificación debe reunir y dar cabal cumplimiento a lo establecido por la ley y de hacerse de forma ilegal, es nula y vulnera derechos humanos de sus propios trabajadores. #YaLoDijoLaCorte.

Memorabilia.

Dentro de las frases que serán célebres y para la memorabilia, mismas que iremos recabando del Ministro Presidente Arturo Zaldívar, ésta será la que ocupe el primer lugar, pues increíble que parezca, le dijo a los asistentes:

«espero no me estén grabando» Zas!!

Y, ¿Cómo sí literalmente les arrancaron de sus manos los celulares?

En una de esas, y se le ocurre, para la otra, practicarles la revisión física…Ya me imagino a jueces y magistrados federales siendo bolseados y oscultados, ouch!!

Dulces tentaciones.

La mentira dijo Don Arturo que desde que él llegó, se acabó eso de aceptar designaciones desde otros poderes, ¡¡¡a caray!!!

¡¡¡A que Ministro Presidente, le va a crecer la nariz como a Pinocho!!!

Y entonces, la gente que está llegando a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al Ajusco y al IDFP, de la Procuraduría General de la República, del SAT, de la Comisión Reguladora y el virrey Netzai Sandoval ¿Qué son? ¿ fantasmas?

Así o más claro, porque podemos dar algunos nombres y apellidos como Norma Flores Rosas, en la
Subdirección de la Dirección de Servicios, María Dolores Rojas Soto, quienes han corrido a trabajadores a más no poder en Ajusco 170.

Personajes que parecen sacados de la época del oscurantismo que humillan al personal y que utilizan frases como:

«Ustedes están para hacernos el trabajo fácil a nosotros»

Valiente argumento ¿verdad Don Arturo?

Al final, el Rey salió y la hermandad muda se quedó.

La información de esta página está protegida por los derechos de autor. Se permite su publicación siempre y cuando se crédito y se cite a la fuente.

Tags : arturo zaldívarPrincipalscjnsuprema corte